Chile: el laboratorio sísmico para el comportamiento de los racks

19/07/2017

Chile es uno de los países más proclives a sufrir terremotos del planeta debido a su localización geográfica en el Cinturón de Fuego del Pacífico (también conocido como Anillo de Fuego), escenario de una intensa actividad sísmica. Además, presenta características singulares que lo hacen idóneo para la investigación científica relacionada con este fenómeno natural. En este sentido, Mecalux lleva años analizando y mejorando el comportamiento estructural de los racks.

Una parte muy importante del territorio continental de Chile se encuentra sobre la placa Sudamericana, en el borde donde converge con la placa Nazca. La primera está moviéndose hacia el oeste y la segunda (que es más densa), en dirección opuesta. A su vez, la placa de Nazca es subductiva, es decir, está incrustada bajo la Sudamericana y avanza hasta 79 mm por año, lo que genera una acumulación de energía que al ser liberada se transforma en sismo.

Mecalux opera en este país desde 1998 y en todo momento ha garantizado a sus clientes un producto en el que la seguridad es la mayor prioridad. Por ese motivo, suministra racks con sistemas antisísmicos que cumplen con rigurosidad la norma chilena NCh 2369, con el compromiso de construir proyectos resistentes a los movimientos.

Esta norma establece los requisitos para el diseño antisísmico de estructuras e instalaciones industriales, ya sean livianas o pesadas.

Es una recopilación de toda la legislación internacional sobre sismos, pero aplicada a la realidad chilena. Cabe destacar que se revisa constantemente, basándose en el estudio de cada nuevo terremoto.

 

Racks a prueba de terremotos

En Chile, la actividad sísmica es una realidad que golpea cada cierto tiempo y que Mecalux tiene en cuenta en el diseño estructural de sus racks. Se ha logrado que sean resistentes a los movimientos sísmicos gracias a:

  • Ingeniería de alto nivel que cumple con las normativas vigentes en Chile y el mundo (aplicando un software de gran complejidad).
  • Calidad de los materiales que cumplen con los estándares internacionales de fabricación en todas las plantas de producción de Mecalux.
  • Permanente innovación tecnológica aplicada al diseño de los productos de la compañía.
  • Utilización de programas de cálculo estructural basados en la simulación.

Con estas herramientas, no solo se busca prever y asegurar el óptimo comportamiento de las estructuras frente al sismo, sino también desarrollar y optimizar las tecnologías con las que se fabrican los materiales. Todo este trabajo tiene el objetivo de brindar a los clientes unos productos de excelente calidad y las soluciones más adecuadas a un coste asequible.

 

Normativa vigente

La NCh 2369 es una norma de obligado cumplimiento en Chile. En ella se especifica qué requerimientos deben verificar y cumplir las estructuras de acero para evitar el colapso cuando se producen los sismos.

Se diferencia de la normativa de edificios sobre todo en el cálculo del espectro de diseño antisísmico y en los parámetros de deformación. Además, específicamente para los perfiles laminados en frío, la NCh 2369 se complementa con la norma norteamericana AISI, AISC y ASTM.

 

Simulación

Mecalux es una de las pocas empresas que incorpora la simulación de las estructuras en sus proyectos de depósitos. En todos los países donde está presente, realiza simulaciones del comportamiento de sus estructuras frente a eventos sísmicos a través de su departamento de ingeniería, que cuenta con un equipo técnico especialmente dedicado a esta materia.

En la práctica, al realizar la simulación de la estructura de un proyecto de almacenamiento en particular, se integran los parámetros normativos de construcción, las dimensiones del emplazamiento, la configuración de diseño que el cliente requiere de acuerdo con su operativa, así como el tipo de producto que se almacenará (clase de palets, medidas, peso, etc.).

El resultado es una evaluación muy acertada para que el cliente conozca el coste real de su futura inversión, teniendo en cuenta todas las variables.

La simulación estructural frente al sismo es de vital importancia desde un punto de vista económico, de la seguridad y la continuidad operativa. No solo se ha de asegurar la integridad de las estructuras y los productos almacenados en ellas, sino, por encima de todo, la vida de las personas.

 

Cálculos y verificaciones estructurales

De acuerdo con lo que indica la norma, tanto el diseño como la aprobación de las estructuras deben ser realizadas por profesionales especialistas.

Una vez efectuada la revisión del diseño, será certificada por un profesional.

Cuanto mayor sean la experiencia y profesionalidad de la empresa suministradora de los sistemas de almacenaje, más fácil resultará el proceso de verificación por parte de los ingenieros revisores.

 

En el cálculo estructural se combinan todas las fuerzas que interactúan sobre los racks para determinar los esfuerzos y deformaciones admisibles

 

 

 

 

 

 

Casos de éxito

Mecalux ha construido numerosos depósitos en Chile. Todos ellos están reforzados y preparados para proteger a los trabajadores y la mercancía frente a los temblores de los terremotos.

A continuación, se exponen algunos ejemplos de empresas de prestigio que han confiado en la profesionalidad de Mecalux a la hora de equipar sus almacenes con las soluciones más avanzadas del mercado:

 

Iron Mountain

En febrero de 2010, un terremoto de magnitud 8.8 sacudió Chile, con consecuencias devastadoras que obligaron a declarar el estado de catástrofe. Cinco meses antes, la empresa Iron Mountain, líder en la administración y registro de archivos, había contratado a Mecalux la construcción de una gran instalación con capacidad para más de 1,4 millones de cajas.

Tras el sismo, la empresa perdió siete de sus instalaciones suministradas por otros fabricantes de racks, pero el depósito de Mecalux resistió el temblor.

En consecuencia, Iron Mountain contrató a Mecalux la construcción de dos depósitos más y la reconstrucción de las múltiples instalaciones que habían colapsado.

 

El terreno donde está construido el depósito de Iron Mountain está clasificado como suelo tipo 3, el más exigente para desarrollar el diseño antisísmico de esta instalación

 

Unilever

Unilever, empresa proveedora de productos de consumo, necesitaba ampliar y mejorar la capacidad de almacenaje de su centro de distribución, así como incrementar la resistencia al sismo de sus estructuras. Solicitó la colaboración de Mecalux para calcular, diseñar y poner en marcha uno de sus mayores proyectos de expansión.

La mejora de las estructuras se efectuó adecuando el soporte sísmico de la instalación original (construida en 2002) a la norma NCh 2369, aprobada un año después. Para Unilever, la seguridad es una prioridad y, en ese sentido, cualquier problema, por mínimo que fuera, debía ser previsto y solucionado.

Como resultado, se consiguió optimizar y aumentar la capacidad de almacenaje, aprovechando algunos materiales de la estructura existente, añadiendo nuevos racks  y modificando la distribución. Todo ello sin detener la operativa del depósito, manteniendo los flujos de entrada y salida de pallets, así como la preparación de pedidos.

 

Bodenor (Kimberly-Clark)

Tras el terremoto de 2010, el operador logístico Bodenor contrató a Mecalux el suministro de un nuevo depósito para su cliente Kimberly-Clark, fabricante de productos de higiene. La instalación está compuesta por rack drive in, con capacidad para más de 13.000 pallets.

 

Los racks de Kimberly-Clark cumplen la norma NCh 2369 sobre los requerimientos que deben cumplir las estructuras de acero para soportar movimientos sísmicos y evitar el colapso

 

Bodenor se decantó por los racks de Mecalux por su alto nivel de tecnología aplicado en su diseño, fabricación, las materias primas utilizadas, la pintura, los acabados y el proceso de montaje. 

 

GuardarGuardar